La huerfanita

Audio

Clasificación

Fecha de registro:
Referencia catalográfica: 0005r

Informantes

Anotaciones musicales

Transcriptor de la partitura

Isabel María Ayala Herrera

Bibliografía

IGRH: 0000

Otras versiones de "La huerfanita"

Atero Burgos (2003: n.º 354), Mendoza Díaz-Maroto (1990: n.º 298)

Ver referencias completas en Fuentes citadas abreviadamente.

Transcripción

Una mañana de niebla,     de esas que brillaba el sol,
una niña huerfanita     pa el cementerio salió.
Como era tan chica y sola,     un hombre le preguntó:
—¿Para qué son esas flores?—.     La niña le contestó:
—Son para mi amor, madre,     que en el cementerio está.
Por eso visto de luto     y vivo de caridad.
En la tumba de una madre,     no hay una flor que se seque,
teniendo una buena hija,     con sus lágrimas las riegue.
Anoche soñaba yo     que con mi madre dormía.
Ay, qué sueño tan feliz     tenía en el alma mía.
Y en el ensueño decía:     "que me entierren con mi madre.
Me ahorro de pasar fatigas     y de pasar tanta hambre".

Resumen de "La huerfanita"

Un hombre se encuentra en la entrada de un cementerio a una niña con un ramo de flores y le pregunta para quién son. La niña le responde que son para su madre, que está allí enterrada, y en algunas versiones le cuenta a su interlocutor cómo aparece la madre en sus sueños.