El padre ambicioso

Audio

Clasificación

Fecha de registro:
Referencia catalográfica: 0171r

Bibliografía

IGRH: 5059

Esta versión fue incluida previamente en Alguacil González (2002, n.º 4).

Otras versiones de "El padre ambicioso"

Alguacil González (2012: pp. 74-75); Alonso Fernández et alii (2017: n.º 11); Atero Burgos (2003: n.º 163); Escribano Pueo, Fuentes Vázquez y Romero López (1995: n.º 34); Ferrer-Sanjuán (1993: n.º 36); Manzano Alonso (2003: pp. 723-724); Mendoza Díaz-Maroto (1990: n.º 208); Moreno Moreno (2016: n.º 143); Pimentel García (2020: n.º 549); Piñero Ramírez y Atero Burgos (1986: p. 140-141); Trapero (2000a: n.º 191).

Ver referencias completas en Fuentes citadas abreviadamente.

Transcripción

Un obrero trabajaba     en el muelle de Almería;
tan sólo tenía una hija,     la flor de la maravilla.
Un día que fue a llevarle     a su padre la comida,
se enamoró un caballero     al verla tan guapa y linda.
—¿Esta es su hija, don Francisco?     —Esta es mi hija, don José.
—Pues tiene una hija guapa     y eso no lo sabe usted.
De buena gana, Francisco,     con su hija me casaba
y a usted y a su bella hija,     pues, de nada le faltara.
—Tiene novio, don José     y lo tiene el servicio.
Honrado y trabajador,     y se quieren con delirio.
—Me despido, don Francisco.     —Me despido, don José,
y con lo que ella me diga,     pues la razón le traeré—.
—¡Buenos días, hija mía!,     la dicha te traigo a casa.
Te ha salido un pretendiente.     ¡Vas a ser afortunada!
—¿Cómo olvido a mi Manuel,      el hombre que tanto quiero?
Sería una miserable,     olvidar por el dinero.
Que mi madre me viviera     esto no me pasaría;
casarme con quien no quiero     ella no me dejaría.
—Si tu madre te viviera     lo mismo te pasaría.
Al no hacer lo que yo mando     a las dos os mataría—.
Viendo la cosa en serio,     el asunto se acercaba,
s´ha entrado a su habitación     y ha ido a escribir una carta:
“Sabrás, querido Manuel,     si te encuentras licenciado;
mi padre quiere casarme     con un rico millonario”.
Cuando la boda en la iglesia,     Manuel al pueblo entraba;
se encontró un amigo suyo     que el asunto le contaba:
—Sabrás, amigo Manuel,     si te encuentras licenciado;
tu novia se casa hoy     con un rico millonario—.
Cuando la boda salía,     Manuel a la iglesia entraba;
blanca flor, que lo columbra,     al cuello se le tiraba:
—Ya tengo aquí a mi Manuel.     Ya tengo a quien me defienda.
Si alguno tiene que ver     que salga, salga pa´ afuera.
—¡Me la llevo!, ¡me la llevo!     ¡Me la llevo porque es mía!
Si alguno tiene que ver,     con él me juego la vida—.
Se la llevan a su casa     y a su padre lo multó
con diez mil duros de multa     y tres años de prisión.

Resumen de "El padre ambicioso"

Una muchacha mantiene una relación formal con un joven honrado. Cierto día, ella acude al muelle para llevarle comida a su padre, que trabaja allí como obrero. Un caballero rico se prenda de ella y la pide en matrimonio a su padre. En un principio, el padre le explica al señor que la muchacha tiene novio y que este se encuentra en el servicio militar. Finalmente, el rico convence al padre, que obliga a su hija a casarse contra su voluntad, amenazándola de muerte. La chica escribe una carta a su novio donde le informa del caso. El muchacho aparece el día de la boda y ambos escapan.