Te aconsejo que me olvides

Audio

Informantes

Notas

Se trata de una versión del famoso tango Te aconsejo que me olvides, popularizado por artistas como Carlos Gardel.

En esta versión, una vez finalizada la canción, se repiten los dos últimos versos.

egistro sonoro perteneciente al Archivo de la Tradición Oral de la Fundación Joaquín Díaz (sign.: ATO 00004A 23).

Muchos de los temas de esta entrevista fueron también transcritos en el Catálogo Folclórico de la provincia de Valladolid.

Transcripción

Recibí tu última carta    
(y) en la cual tú me decías:
“Te aconsejo que me olvides,    
todo ha muerto entre los dos.
Que me mandes mis retratos
y todas las cosas mías,
pues comprendo que es muy justo
que no lo conserveis vos".
 
Yo no tengo inconveniente
de mandarte todo eso,
pero, en cambio, aunque no quieras,
algo tuyo has de dejar.
Y el vacío que dejastes,
el calor de aquellos besos,
esos, nena, yo no puedo
devolvértelos jamás.
 
Tienes miedo a que yo hable
y le cuente a tu marío
nuestra íntima amistad.
Soy un hombre yo, mi venda,
no soy capaz de una intriga,
pues bien sabes que si hablo,
quiebro tu felicidad.
 
El día que tú eras mía,
decías que me querías;
nunca me ibas a olvidar.
Y que, loco de caricias,
me besabas en la boca,
como si estuvieras loca,
nena, sedienta de amar.
 
Me conformo con tu suerte,
aunque así el destino ha sido
con tu apellido y tu honor.
Pero acuérdate bien, nena,
que eso lo hago por tu amor.